Fort-de-France es la Ciudad Capital, la más poblada y el principal puerto de Martinica. Una ciudad con todo el estilo francés en pleno Caribe, la Capital de Martinica muestra -al mejor estilo parisiense- la moda, costumbres, automóviles (Citröen y Renault), el arte y la cultura de Francia.